Escribe para buscar

Extremadura y Don Benito dignifican la Segunda B

Compartir

Don Benito y Extremadura jugaron este sábado un partido de los que hacen recobrar la fe en la denostada Segunda B. Fue un pleito con los ingredientes que engrandecen la categoría de bronce, porque ambos equipos no se dejaron nada fuera del campo y se enfrentaron en un duelo que fortalece y carga de autoestima a unos y a otros, a pesar de que hubo un ganador y un perdedor.

El Extremadura ganó 1-2 gracias a que fue el primero en golpear y a que se sostuvo erguido ante los mejores minutos locales. El Don Benito pudo sacar un mejor resultado pero su falta de puntería y las buenas intervenciones de Casto lo evitaron. 

Al contrario de otros envites, al Extremadura no le cogió con el pie cambiado la salida intensa de un Don Benito en el que sus jugadores, solidarios, corrían, con mucho criterio, como si les fuera la vida en ello. Esa fue una de las claves, que el Extremadura recogió el guante. Luego, si hay jugadores determinantes, poderosos en su físico y mejores técnicamente, suele llegar el premio, como ocurrió con el gol que se fabricó Pastrana en una jugada personal desde el centro del campo con inmaculada definición. En la primera parte, los de Tirado pudieron hacer algún tanto más, mientras que los de Juan García apenas inquietaban la puerta de Casto. Pero lo mejor estaba por llegar. Los primeros minutos del Don Benito en la segunda mitad se convirtieron en una cascada de ocasiones con Casto y Gonzalo como protagonistas. El capitán dombenitense erró la más clara, solo en el segundo palo, cuando lo más fácil era que hubiera entrado el balón. Pastrana, muy incisivo y activo en el Extremadura, y Lele pusieron a prueba a Sebas Gil, que mantuvo vivo a su equipo. Con el transcurrir de los minutos, se abrieron los espacios, aunque la intensidad no bajó. En la recta final llegó el 0-2 tras una galopada de un sensacional Nico Hidalgo que terminó con un balón desviado por Konate que se alojó en la portería de Sebas Gil. Lo cierto es que al Extremadura no le dio tiempo a dormir el partido, porque a la salida de un córner Trinidad empataba. El Extremadura jugó con oficio y saber estar los últimos coletazos, eso sí, con algún que otro susto pero sin que variara el marcador. Al final 1-2 y tres puntos para un Extremadura que se sitúa con 7 y que comienza a sentirse equipo grande de la categoría. El Don Benito vendió cara su derrota, disputando un gran partido y demostrando ser un equipo con unas señas de identidad, las de su entrenador, Juan García.

Etiquetas::

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.